Archivo de la categoría: Curiosidades

La Europa de los festivales

Si estás pensado en la Europa festivalera, lo más probable es que se te hayan aparecido en la cabeza los recientes festivales musicales que se celebran por todo el continente por el verano, pero no, hoy vamos a hablar de otros festivales, los de cine.

El gran continente viejo acoge en sus fronteras a lo largo del año cuatro de los festivales cinematográficos con más prestigio del mundo. Si eres cinéfilo seguramente uno de tus sueños sea poder ir a uno de estos festivales. ¿Por qué no ir y aprovechar para conocer la ciudad donde se celebra? Todo son ventajas.

Empezamos por lo nuestro y hablamos del Festival Internacional de San Sebastian. Su origen retrocede a 1953, año desde el cual es festival a ido ganando más y más importancia. En su momento acogió en estreno de Vértigo del mismísimo Alfred Hitchcock y recibió a algunas de las más grandes, como Bette Davis o Audrey Hepburn. Más recientemente vimos llegar al Kursaal a la mismísima Meryl Strepp o a Robert De Niro.

Durante la época de festival (se suele celebrar a finales de Septiembre) los cines de la ciudad ponen todas las películas de concurso a precios reducidos para que todo el mundo pueda ir a verlas.

Y ya que estás allí, ¿Como no vas a darte un baño en La Concha o visitar el puente del viento? Pasea por sus calles, entra en su Catedral y enamórate de una de las ciudades más mágicas de España.

Fuente: Soy Humano

Damos un salto en el mapa y nos vamos ni más ni menos a Berlin, donde cada año desde 1951 se celebra el comúnmente conocido “Berlinale”. Actualmente se celebra en Febrero, pero dada su cercanía con los premios más grandes del cine, los Oscars, están pensado pasar el festival a Mayo. Sea cuando sea, Berlin es una de las ciudades más cosmopolitas que hay en Europa.

Un paseo por los restos del Muro para empaparte de historia, una foto con la Puerta de Branderburgo, la sobrecogedora Catedral o Monumento al Holocausto (uno de los lugares más perturbadores e interesantes de toda la ciudad) son sólo algunas de las opciones que tendrás a la hora de visitar una ciudad muy especial.

Francia acoge cada mediados de año uno de los festivales con más repercusión, el internacionalmente conocido Festival de Cannes. Su primera edición se inaguró el 1 de Septiembre de 1939 y duró apenas un día, ya que se suspendió por el inminente estallido de la Segunda Guerra Mundial.

Cannes cada mes de Mayo ve pasar por su alfombra a estrellas y más estrellas que hacen que los aficionados al cine se derritan. Pero eso no es todo. Si decides ir a Cannes, tendrás la suerte de estar en una de las ciudades con playa más interesantes del mundo. Disfruta del mar, visita el paseo de la fama con más de 400 manos de famosos en cemento y aproveche para disfrutar de la gastronomía francesa más exquisita.

Fuente: Italia.it

Terminamos con el festival más longevo de los cuatro. El Festival de Venecia, celebrado los primeros días de Septiembre, vio la luz en el año 1932. Desde ese momento, por sus brazos han pasado aclamadas películas e infinidad de interpretes y directores en lo más alto del star system. Se dice que de aquí siempre sale alguna de las nominadas al Oscar y razón no les falta.

Lo mejor de todo esto es que si decides visitar el festival, estarás nada más y nada menos que en Venecia. La Plaza de San Marcos, la Galería de la Academia o el Palacio Ducal son algunas de las opciones de la infinita lista que te ofrece la ciudad. Coge un vaporetto y disfruta de un lugar del que no querrás irte nunca.

11 lugares que debes visitar en París

El único problema que tiene París es la cantidad de lugares interesantes y bellos que tiene para visitar, así que os haremos un resumen de los más importantes.

paris-eiffel

El más emblemático de todos y que representa sin duda la ciudad de París es su gran Tour Eiffel. Esta estructura de hierro de 300 metros de alto fue diseñada por Maurice Koechlin y Émile Nouguier, pero fue construida por el ingeniero francés Gustave Eiffel. Otro lugar reconocido internacionalmente es el Museo del Louvre,  que además es el museo nacional de Francia. La Catedral de Notre Dame es una iglesia de culto católico, pero de estilo gótico, además de sede episcopal de París. Desde luego para visitar todos estos monumentos y lugares de interés no nos bastará un solo día, por lo que una excelente idea es encontrar un hotel romántico con Expedia y visitar a fondo la ciudad.

La Basílica del Sagrado Corazón de Montmartre cuyo nombre se debe a estar ubicado en lo alto de la colina de Montmartre y que se dedicó al Sagrado Corazón de Jesús. El Museo de Orsay es una pinacoteca que cuenta con colecciones de artes plásticas del siglo XIX del periodo comprendido entre 1848 y 1914. Seguimos con el Arco del Triunfo de París, seguramente el Arco del Triunfo más conocido del mundo, construido en 1806 por orden de Napoleón y por su ubicación especial en la Plaza de l’Etoile, actualmente llamada Plaza Charles de Gaulle, que es de donde parten las 12 avenidas más importantes de París. Seguimos con la Ópera Garnier, también conocida como el Palais Garnier, fue construido por Charles Garnier por orden de Napoleón III y junto con la Ópera de la Bastilla forman la Ópera Nacional de París, fue inaugurado en 1875 y su arquitectura es neobarroca. Llegados a este punto nuestra mejor recomendación para no perderse ningún lugar de interés, es visitar la página oficial de Turismo de París, donde encontraremos una gran oferta de servicios para el viajero.

La Sainte Chapelle o Santa Capilla y también denominada Capilla Real fue construida entre 1242 y 1248 para acoger las reliquias de la Pasión de Cristo. De estilo gótico se encuentra situada en Îlle de la Cité, justo en el centro de París.

Por último El Palacio Nacional de los Inválidos, hoy Hotel de los Inválidos, que fue construido por edicto real del rey Luis XIV en el año 1670. Fue construido con la finalidad de acoger a todos los soldados heridos o ancianos que ya no podían servir y prestarles ayuda. También es famoso por encontrarse en su Iglesia del Domo el mausoleo del célebre Napoleón, además de por ser la sede de todos los museos relacionados con el pasado militar de Francia.

Vive a lo Bart Simpsom

La mayoría de nosotros ha tenido alguna vez el pensamiento de vivir en una cabaña. Quién no ha sentido envidia al ver hay a personajes de ficción como Bart Simpsom o Daniel “El Travieso”. Pues bien, tus sueños pueden hacerse realidad gracias al hotel Cabanes als Arbres, en la provincia de Gerona.

Cabanes als arbres

El hotel se compone de diez cabañas, cada una sujetada por el tronco de un árbol. Son seis con capacidad para dos personas y cuatro para cuatro personas. Todas ellas cuentan con una terraza de 10 metros cuadrados. En ellas, además de las camas, podemos encontrar velas, linternas, agua y lavamanos. Estos utensilios son facilitados por el personal del hotel debido a la inexistencia de red eléctrica y de agua en las cabañas, ya que,
recordamos, nos encontramos encima de un árbol.

Por ello, el hotel dispone de un establecimiento conocido como La Masía de la Vileta. Es aquí donde encontramos servicios como la recepción, los baños, jardines, la piscina, sala de estar, el restaurante y el parking. Y es que cada cabaña tiene derecho a una plaza de aparcamiento.

Al disponer de restaurante podemos realizar aquí comidas y cenas. También el desayuno, pero es aconsejable realizarlo en la cabaña. Y es que, a primera hora de la mañana y siempre y cuando sea solicitado con antelación, el personal del hotel nos facilita una cesta con el desayuno debajo del árbol y seremos nosotros los encargados de subirle para después tomarlo con nuestra pareja. Un desayuno de lo más romántico.

habitación cabanes

Asentado en pleno bosque, además del gran paraje natural en el que se sitúa, lo más impresionante son sus vistas desde la cabaña. Levantarte, salir a la terraza y ver de fondo los Pirineos hacen de este hotel un lugar recomendado para una escapada romántica.

No solo es un lugar para descansar y respirar tranquilidad, los más aventureros también tienen sitio en Cabanes als Arbres. Desde la recepción nos facilitar numerosas rutas tanto de senderismo como para realizar en  bicicleta y disfrutar así de la zona. Además, podemos visitar el parque de la Selva de la Aventura.

Por tanto, si siempre has añorado vivir en lo alto de un árbol, este es tu lugar. Acércate y vive una experiencia inolvidable.